-01-RESLWC-IO-INTERNAS REVISTAEL PLASTICO 33-4 INTERNACIONAL 21

TP-33-4-AGOSTO-SEPTIEMBRE-2018

AU TOMOT R I Z 22 www.plastico.com EDICIÓN 4 - VOLUMEN 33 / AGOSTO - SEPTIEMBRE 2018 por asuntos profesionales, y más allá del idioma, es su ahora clara afinidad cultural la que lo puso en la mira como un candidato idóneo para apoyar a EXOs a buscar la nueva locación. La opción fue comprar la planta de le empresa Hudson Garden Products, dedicada a la fabricación de componentes plásticos para equipos de jardinería. Después de formar parte del equipo a cargo del due dilligence, los directivos de la firma le pidieron quedarse al frente para tomar las riendas del proyecto. Y la decisión fue la correcta, pues Ouellet, un creyente de la eficiencia operativa y la productividad, ha logrado que EXOs en México no deje de crecer. Hudson Garden, tenía entonces una planta de 9.000 metros cuadrados construida sobre un predio de tres hectáreas en la ciudad industrial queretana de San Juan del Río. La modernización en EXOs no se ha centrado únicamente en la incorporación de nuevos equipos, pues instalaron un sistema de gestión empresarial (ERP) para consolidar la información y control de todas las operaciones y los procesos de la planta. Cuando los canadienses tomaron la planta Hudson Garden apenas había unas cinco computadoras, pero ahora éstas pueden verse por doquier. Francois Ouellet comenta que el sistema ERP Flex (de origen brasileño) les permite tener la información en la nube y, de esta manera, “sabemos en tiempo real lo que está pasando en cada máquina, además de que podemos ver al momento el impacto de la producción en el sistema financiero”. Actualmente cuentan ya con 50 estaciones de trabajo conectadas al sistema Flex, lo que les ha representado aproximadamente un millón de dólares de inversión, según lo expresó el directivo. Esta interconexión ha facilitado su incrustación a cadenas productivas de alta demanda como la automotriz. “Trabajamos con clientes que requieren mucha transferencia de datos electrónicos, los cuales están cargados en los módulos de producción, compra y entrega. Esto nos ha dado un alto nivel de sofisticación en acciones como etiquetado, trazabilidad, cuidado del inventario o planeación de la producción justo a tiempo; pero siempre en respuesta a cada cliente. A un OEM nunca le puedes parar una línea de producción”, advierte Oullet. El nivel de confiabilidad respaldado en tecnología no se limita al sistema de gestión, sino que se extendido también hacia el departamento de metrología. Enclavado en un extremo de la nave dedicada a la inyección de plástico, con ventanas que apuntan hacia el piso de producción, se encuentra el nuevo laboratorio de pruebas en el que se dimensionan las piezas antes de la producción masiva con un proceso de validación contra especificación. “Tenemos metas internas OEE de 85% y 1% máximo de scrap. Aquí nos aseguramos de que éstas se cumplan”, comparte José Antonio Gándara, un joven egresado del Instituto Tecnológico de Durango que llegó a San Juan del Río a hacerse cargo del nuevo y preciado laboratorio de EXOs. “Cada dimensión como las que hacemos cuesta en el mercado unos nueve dólares, así que por costo es mejor tener nuestro propio equipo”, como una mesa de coordenadas de la marca alemana Wenzel, la cual Gándara manipula con un joystick para ubicar el brazo en un eje Z. En el laboratorio, que tiene apenas un poco más de un año de existencia, no solo se mide producto terminado, sino también se calibran piezas de los herramentales y moldes producidos y reparados en EXOs. El centro de metrología está equipado con un horno de envejecimiento, una termobalanza para medir el grado de humedad de resinas, un medidor el índice de fluidez, una mufla y una balanza analítica y una cámara de pruebas de inflamabilidad, entre otros. Llevar la inversión en tecnología más allá de la producción directa, ha sido uno de los aciertos de la firma, asegura Ouellet, pues ha sido la llave para su crecimiento a partir del acceso a nuevos mercados, como el automotriz y, en un futuro, otros aún más estrictos, como el aeroespacial. CONTROL EN TIEMPO REAL DE LA PRODUCCIÓN El nivel de confiabilidad respaldado en tecnología no se limita al sistema de gestión, sino que se extendido también hacia el departamento de metrología.


TP-33-4-AGOSTO-SEPTIEMBRE-2018
To see the actual publication please follow the link above