Promocione sus productos o servicios con nosotros
Febrero de 2020

Ambientalistas alertan sobre el comercio transfronterizo de residuos plásticos

México estaría en riesgo de convertirse en el receptor de los residuos plásticos de Estados Unidos ante el rechazo de China a recibir basura plástica del mundo.

Organizaciones como Fronteras Comunes y Greenpeace México hicieron un llamado urgente a las autoridades mexicanas a ratificar el Convenio de Basilea que prohíbe que los países desarrollados envíen sus residuos a países en vías de desarrollo que no cuentan con la infraestructura adecuada para su manejo.

Asimismo, solicitaron la aprobación de la Enmienda sobre plásticos que en 2019, el gobierno de Noruega planteó como parte del Convenio de Basilea para regular los residuos plásticos a nivel mundial.

Marina Jacott, directora de Fronteras Comunes y de la campaña “Quemar Basura Mata”, dijo que afortunadamente en el primer caso ya existe en la Comisión Nacional de Mejora Regulatoria (Conamer) un proyecto para que México firme la enmienda del Convenio de Basilea.

“El Convenio de Basilea sobre el control transfronterizo de desechos peligrosos y su eliminación tiene por objetivo proteger la salud humana y el ambiente”, aseguró la activista y detalló que este convenio busca reducir y minimizar los residuos desde la fuente y que cada país se haga responsable de sus propios residuos.

Además, el convenio prevé que países como México, miembro de la OCDE, envié sus residuos hacia otros países en desarrollo, por lo que su ratificación no solo regularía el comercio de residuos plásticos transfronterizos de México, sino también daría un mensaje de que el país está de acuerdo en no enviar residuos a otros países.

"Llamamos a las autoridades a cerrar las fronteras contra la contaminación por plásticos. En México se producen entre siete y ocho millones de toneladas de plástico al año y lamentablemente apenas 6.07 % de los residuos valorizables en el país se reciclan (…) No podemos darnos el lujo de importar más residuos de otros países, por ejemplo, de Estados Unidos".

Miguel Rivas, Greeanpeace.

Fronteras Comunes afirmó que en el periodo comprendido entre 2010 y 2019, México importó 10.5 millones de toneladas de residuos peligrosos, de las cuales 63,000 toneladas se importaron para incineración.

“Buscamos la pronta ratificación después de 25 años, y que México se sume a 97 países que ya firmaron. Que se dicten las políticas nacionales para que esta enmienda quede inscrita dentro de la legislación nacional y se evite la generación de residuos en su fuente. También esperamos que se realicen las acciones necesarias para adoptar la enmienda de plásticos para detener el ingreso masivo de residuos plásticos no reciclados, mixtos y contaminados y se prohiba en México la incineración de estos residuos cuya política contaminante contraviene las buenas prácticas”, finalizó Jacott.


Palabras relacionadas:
Convenio de Basilea sobre comercio transfronterizos de residuos, importación de residuos plásticos, comercio transfronterizo de residuos plásticos
x

Sección patrocinada por

Otras noticias de Actualidad industrial