Promocione sus productos o servicios con nosotros
Octubre de 2005 Página 2 de 3

Retos de la industria plástica en México en época de déficit de suministro de materias primas

En el mismo período de tiempo, el volumen de importación de artículos plásticos manufacturados también se incrementó, alcanzando un total de 13,1%. Los productos plásticos que mayor crecimiento tuvieron en importaciones fueron las tuberías (35,9%), los linóleos y lozetas (54,9%) y los artículos de construcción (27,2%).

En la Figura 3 puede observarse cómo se posiciona la industria plástica mexicana con respecto a las grandes potencias mundiales, en cuanto a su balance de comercio exterior. En la gráfica, que tabula la cantidad de resina procesada vs. la cantidad de plástico producida, se ve que México se encuentra en el cuadrante inferior, donde su balance de comercio exterior en ambos rubros es negativo. Esta diferencia es significativa cuando se compara la situación mexicana con la brasilera, por ejemplo: Brasil está prácticamente en un punto de equilibrio en ambas balanzas.

En síntesis, en el año 2004 creció muy poco el consumo doméstico; la materia prima no fue suficiente, y la creación de valor redujo aún más los márgenes de ganancia. La situación de empleo vio un descenso y se perdió participación en el mercado.

La situación actual 
La economía mexicana puede rondar para este año una cifra de crecimiento cercana al 3%, siguiendo la tendencia de la economía de Estados Unidos. Los principales retos de la industria plástica se relacionan con la escasez y altos precios de materia prima, y con la presión en que se encuentra el transformador por no poder transferir estos costos a sus usuarios finales. A esto se le suman nuevas legislaciones ambientales, que afectarán el proceder de las empresas locales.

Hay signos positivos en el lado de la demanda: entre los indicadores económicos de coyuntura se destaca el comportamiento del índice de confianza del consumidor. Este valor, que comparativamente con 2003 había descendido 4 puntos para el año 2004, ha aumentado 3,7 puntos en la misma escala para el comienzo de 2005, y se prevé un aumento aún mayor para el final del período. Es decir, entre 2004 y 2005 el valor ha aumentado 7,7 puntos en total.

El indicador de la actividad industrial de la industria manufacturera presentó una curva de crecimiento sostenido entre 2003 y 3004, y en ese período de tiempo registró un crecimiento superior al 5%. Así mismo, el índice de volumen físico de la producción manufacturera, que entre 2002 y 2003 había registrado una tendencia decreciente, volvió a comportarse en forma ascendente entre los años 2003 y 2004. En resumen, para el año 2005 se vivió un repunte en la producción de plásticos, enmarcado por una actividad económica e industrial creciente y por mayor confianza del consumidor.

Sin embargo, hay una serie de factores estructurales que actúan en contra de esta tendencia. La cadena de producción de plásticos no funciona de manera armónica, y los transformadores tienen dificultad para trasladar al siguiente eslabón los mayores costos de resinas y energía que están sufriendo.

El déficit de resina es el principal agravante de la situación mexicana. Con una importación de cerca del 56% del total de materia prima consumida, y con excedentes cada vez menores y más costosos de Estados Unidos, la industria plástica enfrenta retos mayúsculos de abastecimiento. Las perspectivas eran que para 2005 se importarían cerca de 120Ktons adicionales, y se perdería el 2% del mercado de plásticos.

Soluciones 
El factor principal para poder balancear la ecuación de plásticos en la industria plástica mexicana es que los grandes consumidores institucionales reconozcan la situación por la que los transformadores atraviesan actualmente, y acepten el traslado de costos. Así mismo deben tomarse medidas más rigurosas para evitar la competencia desleal.

En materia legislativa, sobre todo en cuanto a regulaciones ambientales, es urgente tomar parte activa para prevenir la formación de regulaciones "imitadoras", que no tengan en cuenta la realidad mexicana en materia de reciclaje. Anipac, Aprepet, Aniq y otras asociaciones han liderado las medidas en materia ecológica, con programas de educación e información al consumidor y de promoción del reciclaje.

El proyecto Fénix es la inversión petroquímica más importante desde "La Cangrejera" y "Morelos", que tuvieron lugar entre 1985 y 1990. Subsana gran parte del déficit de poliolefinas, ya que genera entre 800 y 900 Ktpa de polietilenos, y 500 Ktpa de monómero para polipropileno. El sistema de co-inversión entre Pemex Petroquímica, en conjunto con el capital privado de Idesa e Indelpro, y la asistencia de capital extranjero de Nova Chemicals, constituye un esquema novedoso y ventajoso, que incentiva la inversión extranjera en otras plantas petroquímicas y en transformación de plásticos, además de agregar valor a los hidrocarburos que se producen en México. La producción sustituye importaciones por cerca de US$1.300 MM al año, y podría generar los 21.000 empleos que se han perdido desde 2000. El apoyo al proyecto Fénix es una necesidad inaplazable.

x

Sección patrocinada por

Otras noticias de Actualidad industrial

Documentos relacionados