Promocione sus productos o servicios con nosotros
Diciembre de 2021

Mexicanos desarrollan tecnología para envases

Verónica Alcántara

La industria mexicana de empaques consume 47% del plástico, por tanto, es un imperativo continuar desarrollando materiales sostenibles.

Durante 2020, la industria del envase y empaque en México fue de suma importancia, de acuerdo con Quezni Domínguez, asesora técnico empresarial de Fundación México Estados Unidos para la Ciencia (Fumec), quien explicó que el valor de la producción en este sector fue de USD17,000 millones y representó 1.7% del PIB nacional.

La especialista destacó que la producción de envases creció 4% respecto al año previo, debido a que esta industria se convirtió en un proveedor estratégico para dar seguridad a alimentos, bebidas e insumos médicos durante la pandemia.

Pese a demostrar que es un material que permite garantizar el transporte y envío de insumos en medio de la emergencia sanitaria con total seguridad, los problemas medioambientales están impulsando una tendencia cada vez más fuerte para utilizar un solo material en empaques y envases que antes eran multicapa.

Quezni Domínguez destacó que esta tendencia va de la mano con la necesidad de reducir la cantidad de materiales utilizados en envases entre un 30 y 60%, con el fin de facilitar su reciclaje y evitar el desperdicio. Esto representa un reto tecnológico para las empresas que deben reducir el uso de materiales, pero sin afectar la resistencia estructural del envase.


Lea también: Incorporar algas como materia prima para empaques


Para hacer frente a estos retos, cada vez más se están desarrollando alternativas mediante el uso de nanotecnología que permite crear películas y polímeros más resistentes, entre otras tecnologías.

Por su parte, Jesús Olivo Padilla, responsable de la Unidad del CIQA en el Parque de Investigación e Innovación Tecnológica (PIIT) en Nuevo León, aseguró que para responder a esas tendencias y desafíos el CIQA ha emprendido diversas líneas de investigación.

Algunas de estas se han centrado en el desarrollo de biopolímeros con base de almidón de maíz y copolímeros para empaques de alimentos, frutas, hortalizas, que logran alta barrera, baja solubilidad, buena permeabilidad al vapor de agua y que además son biodegradables.

Los investigadores mexicanos también están centrados en crear envases y empaques inteligentes mediante nanotecnología, que incluso brindan una experiencia sensorial al consumidor.


Le invitamos a leer: Tres lecciones clave para entender la sostenibilidad de los empaques


La nanotecnología les ha permitido producir películas de menor espesor y mayor resistencia mecánica. Además, han creado empaques bioactivos que previenen el deterioro de alimentos por agentes patógenos como bacterias, mohos y levaduras; y empaques inteligentes con sensores que indiquen temperatura, humedad, si el producto está en descomposición o si se ha contaminado. Incluso, han trabajado en empaques comestibles a fin de reducir desechos.

Los especialistas advirtieron que es necesaria más colaboración entre empresas, investigadores y proveedores, ya que existen oportunidades de mercado para la industria del envase y empaque en México.

Ambos expertos participaron en el webinar “Tendencias y oportunidades tecnológicas y de mercado para empresas de envases y empaques”, organizado por la Fumec.


Palabras relacionadas:
nuevas tecnologías en envase, nanotecnología aplicada en envases, industria del envase y embalaje en México, crecimiento de la industria del envase en México, impacto de COVID-19 en envases.
x

Sección patrocinada por

Otras noticias de Mercados: Empaques

Documentos relacionados