Promocione sus productos o servicios con nosotros
Diciembre de 2003 Página 1 de 2

¿Qué normas establece la Unión Europea para el control de los desperdicios sólidos de empaques?

Carlos Serrano

Las políticas europeas para el manejo de envases desechados buscan disminuir su uso, incrementar el reciclaje y mermar la huella ambiental de estos residuos.

Las políticas de reciclaje de los materiales de empaque en Europa son actualmente las más exigentes del planeta y todo parece indicar que éstas serán más estrictas en el futuro cercano. Existe por lo tanto, un alto nivel de conciencia sobre la necesidad de controlar el manejo de los desperdicios sólidos e inclusive, de evitar su generación. Esta tendencia es importante porque otros países fuera de Europa pueden seguir los mismos pasos, como aparentemente ya está ocurriendo en Canadá y posiblemente ocurriría en los Estados Unidos. Las normas europeas de hecho ya afectan las exportaciones desde otros países hacia la Comunidad.

En meses recientes hemos leído sobre una variedad de propuestas para modificar las normas existentes en Europa, que se recogen bajo el nombre de "Directiva de Empaques 94/62/EC". Esta Directiva, que fue aprobada por el Parlamento de la Comunidad en diciembre 15 de 1994, requiere que los estados miembros tomen las medidas necesarias para prevenir la generación de desperdicios de empaques de todo tipo; entre ellos, los de plásticos. Esta legislación quiere proporcionar un nivel alto de protección ambiental y al mismo tiempo asegurar el correcto funcionamiento de los mercados internos de la Comunidad.

La última modificación ha estado vigente desde julio del 2001 y de acuerdo con ella, los estados miembros debían implementar sistemas de retorno de empaques o de recolección de sus desperdicios para cumplir las siguientes metas:

  • Recuperar al menos el 50% y máximo el 65% en peso de los desperdicios de empaques.
  • Reciclar al menos el 25% y máximo el 45% en peso de la totalidad de los materiales de desperdicio de empaques. La tasa de reciclaje mínima de cada tipo de material no podía ser menor al 15% en peso.
Los máximos establecidos están dirigidos a evitar que se generen barreras comerciales, que dependerían de la dificultad relativa para recuperar y reciclar los materiales de empaques. En el futuro, estos máximos tenderán a desaparecer. Las nuevas propuestas que se están realizando para modificar la Directiva están orientadas a incrementar las metas de recuperación y reciclaje para los siguientes cinco años, a partir de su aprobación. La nueva Directiva introducirá metas específicas por tipo de material de empaque.


¿CÓMO SER MÁS EFICIENTE EN LA FABRICACIÓN DE BOTELLAS PET?

  • Información comercial

En la propuesta, y por iniciativa del Parlamento, también se busca aclarar las definiciones de empaque, reciclaje mecánico, reciclaje químico y de reciclaje por reconversión a materias primas. Un resumen de las propuestas se presenta en la tabla de la izquierda. Como puede observarse, los orígenes de las propuestas son tres y corresponden a tres organismos de la Comunidad Europea, que pueden requerir una pequeña explicación aclaratoria:

x

Sección patrocinada por

Otras noticias de Mercados: Empaques

Documentos relacionados